viernes, 24 de febrero de 2017

La chica de las fotos, de Mayte Esteban













Datos técnicos:


Título: La chica de las fotos
Autora: Mayte Esteban
Editorial: Harlequín (Harper Collins Ibérica)
1ª edición: 4 de junio de 2015
Formato: Ebook (enlace)
Idioma: castellano
ASIN: B00Y2IDBB6
nº Pág.: 258
Precio: 2,84€



Sinopsis:


Rocío, camarera de pisos de un hotel rural y escultora en sus ratos libres, vive al borde de un ataque de ansiedad: el día de su boda está a la vuelta de la esquina, faltan muchos detalles por concretar aún y su novio no ayuda. Para colmo, se encuentra con que tiene que trabajar horas extra en el hotel. Todo debe estar impecable para la llegada de Alberto Enríquez y Lucía Vega, la pareja de actores de cine más rutilante del momento. Cuando aparecen, a Rocío le ocurre algo que no logra entender. Es verdad que Alberto tiene un físico imponente y una mirada terriblemente sexy, pero lo que empieza a sentir es desconcertante e inoportuno, y por ello lo trata de manera fría, hasta brusca.
Alberto enseguida descubre que Rocío no es la típica muchacha encandilada por un famoso y justo eso es lo que llama su atención. Sin embargo, algo se le escapa: ¿por qué Rocío evita mirarlo a los ojos? Impaciente por descubrirlo, idea mil maneras de tropezar con la esquiva camarera. Con lo que no cuenta es con que la prensa sensacionalista es capaz de cualquier cosa con tal de lograr una exclusiva.


Opinión Personal:


Es la tercera novela que leo de Mayte Esteban —el cuarto título contando su magnífico relato Oasis de Arena (reseña)— y con la que quedó finalista en el III Premio Digital HQÑ. Creo que la gran mayoría de quienes leyeron alguna de las que tiene publicadas hasta la fecha, están de acuerdo en que es una autora que deja huella en el lector y repite con su narrativa: sabe cómo conquistarnos y nunca defrauda con las historias que nos ofrece. Y es que son unas historias sencillas, cercanas y, aunque dado el carácter previsible del género, logra mantener nuestra atención con algunos giros provocados al efecto y así hace que nos preguntemos por qué los personajes han tenido determinadas reacciones con las que no contábamos
 
En La chica de las fotos lo primero que me llamó la atención fue su portada. Es sencilla pero, al mismo tiempo, un claro resumen de lo que el lector se encontrará en la novela. Y lo digo tanto por el título como por la fotografía que la ilustra. Aunque si bien a primer vista puede que no diga mucho, seguro que después de leerla el lector estará de acuerdo en que la portada es perfecta: si comento algo sobre ella, incluso corro el riesgo de desvelar más de la cuenta. En mi caso, la sinopsis, la portada y la muestra gratuita de Amazon que ofrece la posibilidad de iniciar su lectura, me animaron a comprarla.

Creo que quienes siguen la carrera literaria de Mayte Esteban estarán de acuerdo en que esta novela que hoy reseño está más cerca de Detrás del Cristal (reseña) que de La arena del reloj (reseña). No solo porque ambas son catalogadas como novela romántica, sino porque también estamos ante una novela de segundas oportunidades. Pero en La chica de las fotos el lector se encontrará con algo más que una novela romántica al uso, pues en ella hay una clara crítica social en torno al mundo de los famosos —en este caso es el cine y todo lo que hay de verdadero y falso en torno al llamado séptimo arte—, con el tema de la rumorología como base de esa crítica de la que comento; o la importancia que tienen las redes sociales en los contactos virtuales entre quienes las frecuentan: en no pocas ocasiones finalizan en algún tipo de relación más cercana. Y, lo que se agradece también, son los momentos de humor que nos ofrece en algunas fases de la narración, provocados sobre todo por Víctor, el hermano adolescente del actor Alberto Enríquez, o Gigi, la tía de Rocío y que vive en Madrid, un peculiar personaje que provoca, cuando menos, sonrisas en las escenas en las que aparece. 
 
«Lo son, pero no son más basura que esa que se lanza en ámbitos más privados y que encima permanece, que no la borra de un plumazo el sucesivo rumor de la semana siguiente». (Extracto del diálogo entre Alberto y Rocío en torno a los rumores-cap. 19).

Mayte Esteban se caracteriza también por cuidar la construcción de los personajes y la ambientación. Pese a que estamos ante una novela de poco más de 250 páginas, los perfiles de éstos están bien construidos, y poco a poco nos iremos familiarizando con ellos y conociendo su pasado y su personalidad. En cuanto a la ambientación espacial, el lector se trasladará al pueblo ficticio de Grimiel y a Madrid; aunque, en esta ocasión, las alusiones a esta ciudad son muy veladas, porque lo que más interesa es lo que ocurre en torno a los personajes. Pero en donde más profundiza la autora es en las escenarios que nos ofrece de Grimiel que, pese a que es una ubicación creada por su imaginación, y de la que nos hace unas descripciones concisas, nos podemos hacer una perfecta idea de cómo son esos espacios por los que se mueven los personajes, porque tal y como se describen se hacen muy visuales. Pero también están magníficamente descritas los sentimientos y las emociones, e incluso los momentos de tensión que se producen en algunas escenas
 
La chica de las fotos es una novela escrita con un lenguaje sencillo, aunque también nos ofrece algunos fragmentos escritos de forma elegante en los momentos donde la sensibilidad es más palpable, de lectura amena y ritmo ágil, dinámica y unos diálogos muy vivos, y que se vuelven por momentos muy interesantes, de los que podemos extraer algunas reflexiones, sobre los ya mencionados rumores y sobre las apariencias en general.


Biografía:


Mayte Esteban nació en Guadalajara y reside actualmente en Segovia. Se licenció en Geografía e Historia por la Universidad de Alcalá de Henares y escribe desde que era muy joven. Es autora de cuatro novelas de diferentes temáticas: La arena del reloj (2011), Su chico de alquiler (2011), El medallón de la magia (2012) y Detrás del cristal (2013). En verano de 2015 su novela La chica de las fotos, con la que quedó finalista en el III Certamen HQÑ, estuvo entre las novelas más vendidas de su editorial en las principales plataformas digitales.

Ha ganado dos premios en concursos de narraciones breves con los relatos La vida en papel (2008), una historia sobre sueños rotos, y El reflejo (2009), que es la historia inventada del cuadro de Velázquez La Venus del espejo.

En la actualidad administra el blog El espejo de la entrada.

Nota: Datos técnicos y sinopsis, tomados de Amazon. Biografía de la autora, de reseñas anteriores de este blog. Fotografía de Mayte Esteban: google imágenes (web de MundoPalabras).





















22 comentarios:

  1. Yo sólo he leído una novela de la autora y la disfruté mucho, a pesar de que el género no es mi fuerte, pero de esta, lo reconozco, que echan mucho para atrás la sinopsis y el título, y a pesar de las buenas impresiones que he ido leyendo sobre ella, no acabo de animarme. Quizá sí acabe cayendo con su última publicación, "Entre puntos suspensivos", que me llama bastante más.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Mh gustó cuando lo leí. Un besote

    ResponderEliminar
  3. Me gusta la forma de escribir de Mayte, de una forma aparentemente sencilla te transmite mil emociones

    ResponderEliminar
  4. Este género no es de los míos pero me estáis picando mucho la curiosidad con la prosa de Mayte... más pronto que tarde le daré una oportunidad.

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
  5. Ay, me recuerdas que la tengo sin leer en el Kindle... tendré que ponerle remedio.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. No tiene mala pinta. Habrá que tenerla en cuenta.
    Un beso ,)

    ResponderEliminar
  7. Es una novela sencilla, sin grandes pretensiones, se pasa un buen rato leyéndola.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. No puedo estar más de acuerdo con tu reseña. Ese algo más que hay en sus historias es sello de la casa, como los son los secundarios. Me gustó mucho.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Totalmente de acuerdo contigo, Paco, Mayte es una autora que deja huella y que apetece repetir con ella por sus historias y sus personajes. "La chica de las fotos" me gustó muchísimo porque aporta y enriquece la novela romántica. Me alegra que tú también la hayas disfrutado. Bss

    ResponderEliminar
  10. Me gusta mucho el estilo de Mayte y esta novela la disfruté mucho, es muy entretenida
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Quiero leer de lanautora La arena en el reloj. La tengo desde hace tiempo y me falta encontrar hueco.

    ResponderEliminar
  12. Pues la tengo en el kindle por leer, a ver cuando me animo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias! Me encanta encontrar lectores que no se quedan en las apariencias, que encuentran ese plus que siempre intento poner en las novelas, algo más allá de la historia romántica.

    Unbeso y muchas gracias.

    ResponderEliminar
  14. Mayte deja huella con cada una de sus historias. Ésta no la he leído aún, pero caerá. Me alegra ver que te ha convencido.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  15. No he leído todavía nada de Mayte pero he comprado Entre puntos suspensivos (su última novela) para ver qué tal. Por lo que cuentas, no creo que me haya equivocado

    ResponderEliminar
  16. No conozco la pluma de la escritora,quizás me anime algún día con ella.

    ResponderEliminar
  17. Nunca la he leído pero todos habláis muy bien. Besos

    ResponderEliminar
  18. Hola!! Una gran reseña, tendré en cuenta este libro. Es la primera vez que me paso por aquí, así que ya me tienes como seguidora. Te invito a mi blog por si quisieras pasarte, sin compromisos: elaventurerodepapel.blogspot.com.es Besos!!

    ResponderEliminar
  19. La compré en ebook nada más publicarse pero se ha quedado perdida la pobre en el kindle, eso de no tenerla a la vista.... Pero, en fin, que algún día la leeré porque estoy convencida de que me va a gustar
    Besos

    ResponderEliminar
  20. Leí esta novela hace ya unas cuantas lunas, y lo pasé bien. Me pareció una historia agradable y simpática, sin grandes pretensiones y bien escrita. Abrazos.

    ResponderEliminar
  21. Tengo dos novelas pendientes de la autora en el kindle que leería antes que esta. Le tengo ganas, todos coincidís en que merece la pena
    Besos

    ResponderEliminar
  22. COn lo que explicas ya dan ganas de leer la novela, y eso que no es mi género preferido. Un abrazo

    ResponderEliminar